Suscribete al resumen de prensa Recomienda la página a un amigo
Época II - Año XIV Edición Nº 4189
Vistazoalaprensa.com
Agregar a favoritos
Página de inicio

Imprimir
Diario digital en español: Prensa, confidenciales, artículos recomendados, firmas invitadas y mucho más...
 
 miércoles, 22 de octubre de 2014 ESPAÑA
Sumario
Cartas al Director
Financial services teams of payday loans positive ex" target="_self
Financial services teams of payday loans positive" target="_self
Financial services teams of payday loans positive ex" target="_self
Financial services teams of payday loans posi" target="_self
Financial services teams of Encuesta
Financial services teams of payday loans positive expe" target="_self
Financial services teams of payday loans positive ex" target="_self
Financial services teams of payday loans positive " target="_self
Financial services teams of payday loans positive exp" target="_self
Financial services teams of payday loans posi" target="_self
Financial services teams of payday loans positive" target="_self
Be very cleverly designed payday loans and customer.


Óscar Molina
E L acomodo general de la opinión sobre muchas cosas es el tópico. Los juicios se aposentan en verdades oficiales que no suelen tener el mínimo respaldo de realidad.

Da lo mismo, a fin de cuentas importa poco la relación entre verdad y opinión, e importa aún menos que ésta última se siente sobre bancos pintados que pringan de falsedades a quien se acomoda en ellos. Cuando alguien se sienta en el banco pintado del lugar común lo que se mancha queda detrás, se ignora, y si nadie viene a advertirle de cómo se ha puesto de mentira, no se da cuenta. Algunos viven en estado de perenne guarreo farsante en lo referente a su juicio sobre gran cantidad de asuntos.

Es tópico admitido que cada vez que un sindicato independiente del sector de transportes convoca una huelga, se produce el caos. Si pilotos, controladores, conductores de trenes o auxiliares de vuelo realizan paros, en la plaza de la opinión aparece el banco pintado de la paralización del país. Un banco pringoso que no llega a ser lo suficientemente grande para alojar a todo el que se sienta en él.

Lo cierto es que el desbarajuste anunciado nunca llega a producirse. Por poner un ejemplo, a las huelgas de los pilotos se les asignan unos servicios mínimos cercanos al 90%. Decir que la supresión del 10% de los vuelos de una determinada compañía aérea detiene el curso normal de una nación carece de toda lógica. Si además tenemos en cuenta que el pasaje de ese 10% se recoloca siempre en otros vuelos, la farsa es mayor.

Sin embargo, aquí tenemos a los sindicatos “de clase”, esos que nos cuestan un riñón, convocando una huelga general, negociando servicios no mínimos, sino minimalistas, y nadie habla del estropicio que vamos a ver. Pueden Vds. leer críticas y opiniones de rechazo, pero les garantizo que no verán columnistas y tertulianos echando espuma por la boca como cuando son otros los que ejercen su derecho constitucional a la huelga.

Por poner otro ejemplo, en el año 2006 el SEPLA convocó una huelga en Iberia con un 90% de servicios mínimos. La "tormenta opinatoria” dio para varios bancos pintados de opinión redundante. Por abundar en el tema, en aquellos días los representantes sindicales de los pilotos fueron insultados, amenazados y zarandeados por una jauría de liberados sindicales de UGT y CCOO. No había pasado un mes cuando esa manada, corregida y aumentada, tomaba pistas y plataforma de aparcamiento en el aeropuerto de El Prat y montaba el mayor caos aéreo conocido en nuestra historia reciente. Las críticas a esta auténtica huelga salvaje de las centrales de clase fueron muchas, pero nunca llegaron al pringue de los bancos pintados que habíamos visto veinte días antes con la huelga de los pilotos.

Por alguna extraña razón, se les presume a las centrales sindicales una legitimidad de la que carecen. Los sindicatos profesionales agrupan a casi la totalidad de los trabajadores de su sector, UGT y CCOO no llegan a aglutinar al 18% de los trabajadores en activo. Y no sólo eso, sino que el déficit representativo de estos listos (que sí harán todo lo posible por paralizar España el 29) se convierte en jugoso superávit en sus cuentas, pues la financiación de sus liberados, cursos, congresos, pegatinas, altavoces y piquetes violentos…corre a cargo de sus impuestos.

Un delegado sindical de SEPLA, USCA, SEMAF o STAVLA le cuesta a Vd. cero euros, porque estos sindicatos se nutren únicamente de las cuotas que pagan sus afiliados. Un macarra piquetero y vociferante de UGT, que no trabaja ni un día del año, que tiene en el sindicato su modo de vida, que según el banco pintado de su legitimidad representa a los trabajadores, que se embolsa su diezmo cada vez que un currito se va a la calle en concepto de “asesoramiento” por los ERE´s, que amenaza con paralizar el Metro de Madrid, que no reparará en repartir galletas para paralizar España el miércoles…le sale a Vd. por una pasta. ¿Porqué? No lo sé, los designios del pintador de bancos son inescrutables y tienen estas cosas.

Sin embargo, a pesar de todo, si los conductores de la RENFE o los pilotos de SEPLA hacen huelga y se les colocan servicios mínimos que son máximos, lo que se pinta en los bancos es que Vd. lo lleva claro para viajar o ir al trabajo. Al final, Vd. viaja o puede ir al curro, porque resulta que su vuelo o tren estaba en los servicios máximos, o le recolocan en otro.

Pruebe a hacer lo mismo el día 29 y me lo cuenta. Y no sólo eso, plantee el tema en una reunión de amigos en torno a una cervecita, y verá como (casi sin querer) la discusión no entra en el tema de fondo, que no es otro que la absoluta carencia de justificación representativa que estos jetas tienen para poner un país patas arriba. No se le ocurra intentar hablar con argumentos reales, o muy posiblemente un montón de gente se levantará de su banco, con la espalda pegajosa de opinión oficial, a hablarle de los derechos de los trabajadores. Por cierto, unos derechos reales como la vida misma, y dignos de ser defendidos desde otro sitio, no desde el chollo del muy individual morro interesado del que hace 20 años que no ficha a las 7 de la mañana.

Y puestos a indagar, acérquese al organigrama de las empresas antaño públicas y mire a ver cuántos cargos directivos de las mismas empezaron su fulgurante carrera como liberados sindicales que ejercían una altruista labor de representación de los parias de la Tierra para preservarlos del oneroso yugo insaciable del capitalismo. ¿Quiere Vd. ejemplos, nombres y apellidos?

Antes de sentarse, mire a ver…algunos bancos tienen más mierda que la bombilla de una cuadra.

NOTA. Sé que secar la pintura de algunos bancos es ciertamente difícil, pero déjeme que lo intente con esto que escribí hace tiempo y se refiere a SEPLA y los pilotos. Léalo, y por favor trate de hacerlo sin ideas preconcebidas ni asumiendo como cierto todo lo que Vd. lleva tanto tiempo oyendo. Me refiero al artículo titulado "SEPLA: mitos y mentiras", publicado aquí mismo. Este es el enlace: http://www.vistazoalaprensa.com/firmas_art.asp?Id=5012. Si le resulta más fácil, aquí abajo, pinche en la edición 359.
approval payday loan
Opina sobre este artículo Compartir: Menéame Enviar a un amigo
 
Otros artículos del autor:
Edición 626 - No se aplica
Edición 625 - No se aplica
Edición 616 - La mujer que yo quiero
Edición 570 - Carta del alférez Molina y Rubio sobre la decadencia de la flota de Indias
Edición 569 - Vamos a ser ejemplo
Edición 530 - Iberia: confesión en parte
Edición 524 - Soy piloto de Iberia
Edición 520 - Sobrevolando el páramo
Edición 501 - Legitimidades muy caras
Edición 494 - Banderas de nuestros padres
Edición 488 - ¿Indignados? ¿Ahora?
Edición 485 - La hora de los valientes
Edición 482 - Muerte sin dignidad
Edición 475 - En nombre de la libertad
Edición 466 - Sectores privilegiados
Edición 458 - La lección de los controladores
Edición 456 - Mientras Vd. duerme
Edición 455 - La moral de cada uno
Edición 453 - Ryanair, todo al negro
Edición 450 - El espejo vacío
Edición 448 - La gilipollez infatigable
Edición 446 - España posible
Edición 434 - Carta
Edición 429 - Traiciones
Edición 428 - Pena, penita, pena…
Edición 420 - Menudas historias III: la tabla de salvación
Edición 418 - Cerco a la Excelencia
Edición 416 - Susto o muerte
Edición 414 - Un escándalo de 153 muertos
Edición 413 - La conquista del Sur (Menudas historias II)
Edición 412 - Incapacidad planetaria
Edición 410 - Elvis que estás en el cielo
Edición 409 - ¡Pobre aviación!
Edición 407 - Familia Gil, váyanse por favor
Edición 406 - Vivís de mi dinero
Edición 404 - ¿Y la Pandemia?
Edición 402 - Soy de derechas
Edición 401 - ¿Ke tal abuela?
Edición 399 - La tutela que nos mata
Edición 398 - Menudas historias (I).- Blas de Lezo: el día que perdieron los ingleses
Edición 397 - Una churrería
Edición 396 - Carta de un Soldado de Flandes (VII)
Edición 385 - Salvemos a Rayan
Edición 381 - De mafias chinas
Edición 376 - La calle domesticada
Edición 374 - El tramposo, su padre y los consentimientos
Edición 372 - Los barrotes que nos protegen
Edición 370 - Improcedente precedente
Edición 368 - Ni Robin Hood nos queda
Edición 366 - Señor Touriño, siguiente pregunta
Edición 364 - Arde España
Edición 363 - Atasco 2.0
Edición 362 - Fin de trayecto
Edición 361 - Las buenas horas que el dinero no puede pagar
Edición 359 - SEPLA: mitos y mentiras
Edición 357 - Copas de pino
Edición 356 - GLORIA LOMANA, O EL PERIODISMO DE BAJO COSTE
Edición 354 - La ética hiriente
Edición 352 - La Cruzada
Edición 350 - Leire can
Edición 349 - El hombre que pasaba por allí
Edición 346 - Garzón no ha estado en Arlington
Edición 345 - Sacos que hay que romper
Edición 343 - Sindicalismo comparsa
Edición 342 - Yo filtro, tú manipulas
Edición 341 - Aquí estamos
Edición 340 - Tuertos a manos de ciegos
Edición 338 - La piedra
Edición 337 - El oso, el dragón y el chacal
Edición 335 - Cuando lo que mata es el reloj
Edición 333 - ¿Quién paga el pato?
Edición 332 - ‘Casual’
Edición 331 - ¡Enhorabuena,niño!
Edición 330 - Ganar jugando bien
Edición 328 - La momia desnuda
Edición 327 - Pepiño, ese filón
Edición 326 - El señorito Iván
Edición 325 - Fumarse la Ley
Edición 321 - Bochorno a estribor
Edición 320 - De ''1984'' a 2008
Edición 319 - Hoy, como hace 200 años
Edición 317 - Las tres patas del triunfo
Edición 316 - La vida secreta de las palabras
Edición 315 - El miedo guarda la urna
Edición 314 - Currículum con garrafón
Edición 313 - Carta a un indeciso
Edición 312 - Miedo en el cuerpo
Edición 311 - ¡Eh, vosotros!
Edición 310 - La penitencia del pecado
Edición 307 - Zapatero se reinventa a sí mismo
Edición 306 - El juguete jubilado
Edición 305 - Felicidad
Edición 304 - Aquel 2008
Edición 303 - Había motivo
Edición 301 - Otra vez
Edición 300 - Encestando en las urnas
Edición 299 - Al fascismo, por su nombre
Edición 298 - ¿Por qué no te callas?
Edición 297 - Cuando se siembra…
Edición 296 - Carta de un soldado de Flandes
Edición 295 - La rosa ha perdido el Norte
Edición 292 - El pastor de cabras
Edición 291 - Favores envenenados
Edición 290 - Esperando a los señores magist
Edición 289 - Abajo el telón
Edición 288 - Caracas
Edición 287 - Emputecidos
Edición 286 - Incompetencia por puntos
Edición 281 - Lo duro que esta el suelo
Edición 280 - La apoteosis del garrulo
Edición 279 - Adiós Fernando. ¡Hasta siempre!
Edición 278 - ¡Aupa pues!
Edición 277 - Descerebrados
Edición 276 - La única revolución pendiente
Edición 275 - El último palo del tenderete
Edición 274 - Del voto al panorama, o viceversa
Edición 273 - El día de la Marmota
Edición 270 - Por la de en medio
Edición 269 - Hablemos con propiedad
Edición 268 - Hermanos de sangre
Edición 267 - El Manifiesto
Edición 266 - El Oceano Mediterraneo
Edición 265 - Aramburu, el animal corral
Edición 264 - Democracia de baratillo
Edición 263 - El clavo ardiendo
Edición 262 - ¡Qué solos se quedan los muertos!
Edición 261 - Que se besen
Edición 260 - No es suficiente
Edición 259 - Visones
Edición 258 - Oleguer
Edición 257 - Carta de un soldado de Flandes (VI)
Edición 256 - Calles de fuego
Edición 255 - El pescado está vendido
Edición 254 - Que devuelva la rosa
Edición 231 - Huelgas y dobles raseros
Edición 230 - La vergüenza de Guantánamo
Edición 229 - La bronca
Edición 228 - Una de pilotos
Edición 226 - De chantajes y convicciones
Edición 225 - ‘Txapote’, ese tonto
Edición 224 - ¿Para qué pedís el “SÍ”?
Edición 223 - ¡Son las ideas, idiota!
Edición 222 - Los ojos de Pepiño
Edición 221 - La ‘cultura’ al rescate
Edición 220 - Váyase Sr. Torres
Edición 219 - La ‘muerte digna’
Edición 218 - Pobrecitos, están fatal
Edición 217 - El rebaño
Edición 216 - Si no hay canción, no hay nada
Edición 215 - Hora de principios
Edición 214 - 100: Los círculos del tronco
Edición 213 - No entiendo nada
Edición 212 - Que la Paz sea Paz
Edición 211 - La legitimidad coja
Edición 210 - Carta de un soldado de Flandes (V)
Edición 209 - Progenitores A y B
Edición 208 - Pobre Josu
Edición 207 - La última trinchera de la seguridad aérea
Edición 206 - ¿Alianza de qué?
Edición 205 - 'Si lo que vas a decir...
Edición 204 - El Carmelo, un año después
Edición 203 - “Soplen serenas las brisas...
Edición 202 - La que dispara es Maria San Gil
Edición 201 - Ofensas gratuitas
Edición 200 - Álvaro de Bazán
Edición 199 - El negociador
Edición 198 - La fuerza caduca
Edición 197 - ¡Ea, ea, ea, Pepiño se cabrea!
Edición 196 - Yo lo único que digo…
Edición 195 - Patxi en la caverna mediática
Edición 194 - Cero en tolerancia
Edición 193 - Ya están aquí
Edición 192 - Yo me apunto al talante
Edición 191 - La oportunidad
Edición 190 - La moda ZP
Edición 187 - La digna soledad
Edición 186 - Los mitos hacen caja
Edición 185 - Carta de un soldado de Flandes (4)
Edición 184 - OPA a España
Edición 183 - ‘Pasa Mariano, pasa’
Edición 182 - Setas y relojes
Edición 181 - El paripé
Edición 180 - Air France 358
Edición 179 - Legión de pollinos
Edición 178 - Escupir 'p´arriba'
Edición 177 - ‘We´re not afraid’
Edición 176 - Srebrenica
Edición 175 - Poca libertad, mucha ira
Edición 174 - El lobby gay
Edición 173 - Movimiento rojiblanco de liberación
Edición 172 - Las manos en las que estamos
Edición 171 - Mikel
Edición 170 - Francia
Edición 169 - La onda expansiva
Edición 168 - Nunca es triste la verdad...
Edición 167 - La caballería y las picas
Edición 166 - Esperanzadora Esperanza
Edición 165 - Menudo negocio
Edición 164 - La quiebra de España
Edición 163 - Venga, politicemos todo
Edición 162 - El talante se queda sentado
Edición 161 - El vídeo
Edición 160 - La guerra ha terminado
Edición 159 - ¿Queremos saber?
Edición 158 - Como los cangrejos
Edición 157 - Mosieur le president
Edición 156 - Carta abierta a Rodríguez Zapatero
Edición 155 - Yo he votado 'no'
Edición 154 - Carta de un soldado de Flandes (III)
Edición 153 - Las íes sobre sus puntos
Edición 152 - Vuelven los grises
Edición 151 - No lo veo claro
Edición 150 - Cerrando puertas, abriendo heridas
Edición 149 - España no es España
Edición 147 - Escenarios
Edición 146 - Querida Señora
Edición 145 - ZP no tiene un plan
Edición 144 - Matones
Edición 143 - Ser del ‘Atleti’
Edición 142 - Chorradas de cuota
Edición 141 - Sin identidad
Edición 140 - Se aguó la fiesta
Edición 139 - Yak 42: cagadas y chapoteos
Edición 138 - Carta de un soldado de Flandes (2)
Edición 137 - Irak, en la encrucijada
Edición 136 - Los cagapoquitos
Edición 135 - Educación para la ciudadanía
Edición 134 - Producciones ZP
Edición 133 - Los balcones del tonto
Edición 132 - Tu foto, vuestra foto
Edición 131 - Los talantazos de los santos inocentes
Edición 130 - Huelgas
Edición 129 - El talento de Mr. Shoemaker
Edición 128 - La reunión, en casa del ‘mullah’ Omar
Edición 127 - Por el Norte y por el Sur
Edición 126 - ¿Quién ha sido?
Edición 125 - ¡Más madera!
Edición 124 - Del Pluralismo hacia la Nada
Edición 123 - Terroristas ‘cum laude’
Edición 122 - ¿Son buenos los nuevos tiempos de la aviación comercial?
Edición 121 - Antiamericanismo de saldo
Edición 120 - El final de la luna de miel
Edición 119 - Carta de un soldado de Flandes
Edición 118 - La primavera de Medem
Edición 117 - Los errores del PP
Edición 116 - Torturas y dobles raseros
Edición 115 - La pérdida de España
Edición 114 - Las cosas de comer
Edición 113 - Lo que nos jugamos en Irak
Edición 112 - El erial ideológico
Firmas
_