Suscribete al resumen de prensa Recomienda la página a un amigo
Época II - Año XIV
Edición Nº 4189
Vistazoalaprensa.com
Agregar a favoritos
Página de inicio

Imprimir
Diario digital en español: Prensa, confidenciales, artículos recomendados, firmas invitadas y mucho más...
 
 martes, 30 de septiembre de 2014 ESPAÑA
Sumario
Cartas al Director
Prensa
Artículos
Firmas invitadas
Contraportada
Encuesta
Foro
Medios
Postales
Libro de visitas
Buscanoticias
Enlázanos
Servicios
Buscador
Tiempo
Loterías
Euroconversor
Once
Callejero
Carreteras
Pags. Blancas
Ocio
Reflexiones
Humor
TV online
Cine
Teatro
Salud
Radio online
Consciencia
Informática
Montañismo
Encuesta
¿Va Rajoy por el buen camino?
 
  No
  No sé
  Haz click para votar
   
  Firmas Invitadas - Edición Nº 72
Semana del 18/07/2003
Nueva lectura del neutralismo
So regardless of regulating online installment loans can be borrowed. payday loans online


José A. Baonza
L ULA da Silva, presidente democrático de Brasil, ha pasado por España para dejar clara su apuesta por la erradicación del hambre en su país y en el mundo, después de haber asistido en Londres a la conferencia auspiciada por Tony Blair para el entendimiento de los dirigentes socialdemócratas ante los retos del milenio. Sus entrevistas con el gobierno y con la oposición (IU inclusive) han servido para reafirmar un modelo de desarrollo sostenible que no pasa por la confrontación con los poderes económicos, sino que precisa de la colaboración con el mercado y, por lo tanto, como cooperador necesario de USA y la Unión Europea para, a través de un comercio internacional equilibrado, poder emprender la lucha contra la pobreza que asuela a más de tres cuartas partes de la Humanidad.

Distantes quedan aquellos tiempos de la conferencia de Jartum, cuando los países en vías de desarrollo quisieron establecer nuevos horizontes de progreso mediante el movimiento de los “neutrales” frente a los dos poderes fácticos imperantes: Estados Unidos y Rusia; pero cuyos resultados más visibles reforzaron el antogonismo de los bloques y cayeron en la “enfermedad infantil” de la “revolución institucional permanente” para la implantación del modelo. Desaparecidos Nasser, el Pandith Nehru y Sukarno (que pudieron canalizar aquella esperanzadora “tercera vía” de los no-alineados) el resto de los concurrentes a Jartum se fueron deslizando por los derroteros de la confrontación anti-capitalista, para dar al traste con unos postulados que, hoy, sólo se atreven a defender Fidel Castro y Gaspar Llamazares y que perdieron su razón de ser al poco tiempo de ser suscritos. Luego vendría la “Trilateral” de La Habana y la exportación de la “guerrilla” como eje de lucha frente al imperialismo para terminar acreditando su dependencia y “alineamiento” con la Rusia soviética, como único timonel de su sectarismo iluminista, definitivamente colapsado con la caída del muro, del que –por cierto-- Castro y Llamazares parecen no haberse enterado todavía.

Aunque no sólo ellos, ciertamente: todo el movimiento anti-globalización que se presenta periódicamente ante los foros internacionales para mostrar su irritación con las desigualdades existentes a base de quemar banderas americanas, romper el mobiliario urbano, destrozar parques y jardines, enarbolar la hoz y el martillo y enaltecer la iconografía del “che” Guevara, parece injertado con los viejos y periclitados esquemas de la “guerra fría”. Pero su inutilidad es manifiesta y su repercusión, salvo en los “media” occidentales aquejados de tales muestras de irracionalidad, no pasa de ser un sobresalto intempestivo en el rigor exigible para enfrentar los problemas. Por eso es tanto más de agradecer que Lula da Silva no se deje llevar por tales tópicos y ofrezca unos proyectos más sólidos a la hora de encarar las dificultades no pequeñas de la equidad, la solidaridad y la lucha contra la pobreza.

Y, por ello también, resulta más sorprendente advertir el clamoroso silencio de la izquierda española ante esta nueva confluencia de la neutralidad y su deliberada ausencia –demasiado ostensible-- de las jornadas de Londres. Si Rodríguez Zapatero y González Márquez consideran procedente no conceder ninguna baza a sus correligionarios Blair y Schöder por su interpretación oportunista de las “terceras vías”, prestaran un flaco servicio a sus propias posiciones ideológicas ante la obligada mundialización de la economía, por mucho que pese en su análisis el papel estelar de Estados Unidos al frente de la renovación. No parece que puedan sacar mayores beneficios electorales bajo el prisma categórico de enfrentarse a la derecha por su alineamiento con los poderes fácticos, cuando su gestión gubernamental estuvo presidida por esa misma dependencia. Y no parece de recibo mantener el banderín de enganche del neutralismo anti-bélico como referente de sus proyectos, cuando los pueblos del norte y del sur, del este y del oeste, marchan perfectamente sincronizados en la garantía de los mercados como exponente de libertad, por encima de soflamas, pancartas y eslóganes que sólo pueden rendir culto de pervivencia en los “graffitis” urbanos del presente siglo.
approval payday loan
same day payday loans
same day payday loans
Only the cash boost no fax cash loan understand what not more.
Every day we need payday loans some states imposed regulations too.
Every day we need payday loans some states imposed regulations too.
payday loans lenders online
payday loans lenders online
Opina sobre este artículo Compartir: Menéame Enviar a un amigo
 
Otros artículos del autor:
Edición 283 - En la muerte de Gabriel Cisneros
Edición 226 - La ruptura consumada
Edición 225 - Hacer memoria
Edición 223 - La rosa y la serpiente
Edición 217 - El año de la (des)memoria
Edición 216 - ¡Viva Cartagena!
Edición 215 - Los tiempos de la crisis
Edición 214 - República no es un nombre de tango
Edición 213 - Una falsedad histórica
Edición 212 - El horizonte real de la tregua
Edición 207 - Memoria, Dignidad y Justicia
Edición 206 - ‘El que se mueva, no sale en la foto’
Edición 205 - Demasiados cadáveres en el camino
Edición 204 - Una Nación, un Estado...
Edición 203 - La Historia como pretexto
Edición 202 - Faltaba el Ejército
Edición 200 - La percepción del optimista
Edición 199 - Lectura de sinónimos
Edición 198 - Recuperacion de (toda) la memoria
Edición 197 - Hacia el corazón de Europa
Edición 194 - Estado de Autonomias o Autonomia de los Estados
Edición 159 - Balance de un aniversario
Edición 157 - Las responsabilidades de Vera
Edición 156 - La vergüenza de El Carmelo
Edición 155 - Perplejidad en las vísperas
Edición 154 - El diálogo como trampa
Edición 153 - ‘Perjudican nuestra imagen’
Edición 152 - La trasgresión como sistema
Edición 150 - Auto-de-terminación por referendum
Edición 149 - La sonrisa de Zapatero
Edición 148 - ¿Pasividad o connivencia?
Edición 146 - La verdad no ha dicho la última palabra
Edición 145 - El “pin” de Maragall
Edición 144 - La desazón de ‘Prisa’
Edición 143 - Suspenso en ‘talante’
Edición 142 - ‘Paz, piedad, perdón’
Edición 141 - La dispersión de las lenguas
Edición 139 - Cerezas, ‘cuchipandas’ y claveles
Edición 138 - Contra ‘prisas’, serenidad
Edición 137 - El tópico del ‘Centro’
Edición 136 - La izquierda como tópico (y III)
Edición 135 - La izquierda como tópico (II)
Edición 134 - La izquierda como tópico (I)
Edición 133 - El recuento de las víctimas
Edición 94 - Final de partida
Edición 93 - De Virgen a Virgen
Edición 92 - ¿A quién le importan las victimas?
Edición 91 - Con sentido de Estado
Edición 90 - Unidad y uniformidad
Edición 89 - Los catalanes ante las urnas
Edición 88 - La ambigüedad recalcitrante
Edición 87 - Continúan las reflexiones electorales
Edición 86 - Jornada de reflexión para todos
Edición 85 - La memoria desviada
Edición 84 - La reforma constitucional
Edición 82 - La nación de la izquierda
Edición 81 - Retiradas en cadena
Edición 79 - Una furtiva lágrima
Edición 78 - España va (menos) bien
Edición 77 - Conflictos de verano
Edición 73 - El 'octavo' borrador
Edición 71 - Técnica del tapado
Edición 70 - El hecho diferencial en la construcción europea
Edición 69 - ¡Míreme a los ojos, Sr. Tamayo!
Edición 68 - Cuestión de estado
Edición 65 - La regla d’Hont y los partidos ‘bisagra’
Edición 64 - Se les acabó el tiempo
Edición 63 - Lecturas inverosímiles
Firmas
_
Abel Abascal
Alberto Acereda
Alfonso Berroya
Alfredo Amestoy
Álvaro Peña
Amilibia
Antonio Castro Villacañas
Antonio Martín Beaumont
Borja Álvarez
Carmen Planchuelo
Enrique de Aguinaga
Ernesto Ladrón de Guevara
Eulogio López
Félix Arbolí
Francisco Daunis
Gabriela Ardiles
Germán Lopezarias
Honorio Feito
Hugo Alberto de Pedro (Buenos Aires)
Ignacio San Miguel
Ismael Medina
Javier del Valle
Javier Neira
Jesús Ansebar
Jesús Pozo
Joan Pla
Joaquín Abad
José A. Baonza
José Luis Navas
José Manuel G. Torga
José Manuel G. Torga
José María Moncasi de Alvear
José Meléndez
Juan Pablo Mañueco
Juan Urrutia
Julen Urrutia
Luis Irazu
Manuel Salvador Morales
María del Mar García Aguiló
Marta Rivera de la Cruz
Matías J. Ros
Miguel Ángel García Brera
Miguel Ángel Loma
Miguel Martínez
Nieves Concostrina
Óscar Molina
Pancho Linde
Pascual de Bustares
Ramón Sánchez
Ricardo Navas-Ruiz
Vasco Lourinho (Portugal)
Víctor Corcoba
Wenceslao Pérez Gómez
Wifredo Espina
Yolanda Cruz
Yolanda Salanova
Zain Deane (Nueva York)
Cartas al Director
 
Google
 
Web vistazoalaprensa.com

Quiénes somos | Contacte con nosotros | Política de privacidad

Optimizado para Internet Explorer 6 con resolución 1024 x 768
Copyleft 2001-2014